Mis 15 momentos Ghibli

En 2006 escribí una entrada con Mis 10 momentos Ghibli y he pensado que era un buen momento para actualizarla1. Porque desde 2006 Studio Ghibli ha estrenado más películas y en 14 años nuestros gustos e intereses pueden cambiar.

Sheeta desciende del cielo

Tengo la impresión de que Miyazaki tenía este momento en la cabeza desde hacía tiempo y el inicio de El castillo en el cielo le dio la ocasión una inmejorable de incluirlo. Es una de esas escenas que define a este director y que siempre me ha gustado.

Robot soldado dando una flor a Sheeta

Lo que me gusta de esta escena es su significado. Después de ver seres humanos matando por una piedra (simplificándolo mucho) durante gran parte de la película, cuando Pazu y Sheeta llegan a su destino un robot les ofrece con delicadeza una flor y se preocupa de los animales de su entorno.

La tumba de las luciérnagas

Isao Takahata consigue transmitir muchas emociones en sus películas. En La tumba de las luciérnagas hay muchos de esos momentos. Uno de ellos es el que da título a la película.

La muerte de Setsuko

A estas alturas nadie debería escandalizarse si digo que la niña protagonista de la película fallece. La escena en la que eso sucede es otro ejemplo de buen hacer del maestro Takahata, mostrando a una niña en sus últimos momentos y a un hermano que se niega a ver la realidad.

La parada de autobús

Volvemos a los momentos mágicos de Miyazaki. Se trata de una escena increíble por muchos aspectos. En parte es cotidiana, en parte es divertida y en parte mágica. Podemos ver a Totoro como un niño grande conociendo un poco el mundo de los humanos y a Satsuki conociendo el mundo de los espíritus.

Fuente: Vértigo Films

El final de Recuerdos del Ayer

De nuevo, Isao Takahata en esta puro. La escena con la que culmina esta película es maravillosa. No hay diálogos, pero las imágenes hablan por sí solas. Y de fondo Ai wa Hana, Kimi wa Sono Tane. Es lo que podríamos llamar un momento mágico del director, lleno de sentimiento, emoción y un poco de humor.

El resurgir del Folgore

Una escena que me encanta y en la que suena mi tema preferido de todas las bandas sonoras de Studio Ghibli: Madness. Hay momentos en los que escuchando este tema se me ponen los pelos de punta.

Fuente: foo9883

El cementerio de hidroaviones

La escena en la que Porco le confía a Fio el momento que marcó su vida. Aunque la idea está inspirada en la obra de Antoine Saint Exupéry, Miyazaki le da vida de una manera magistral.

Concierto en el taller de Seiji

Susurros del corazón tiene uno de esos momentos mágicos aparentemente cotidiano e improvisado que surge cuando Seiji invita a Shizuku a cantar Country Road. Creo que es el momento en el que Shizuku acaba de caer prendada de Seiji y, por lo tanto, en el que su amistad se convierte en relación. Además se le unen el abuelo de Seiji y sus amigos dando lugar a una escena inolvidable.

Fuente: Vértigo Films

Ashitaka conoce a San

En su camino hacia el oeste, Ashitaka conoce el horror de la guerra. Y también conoce a San. Es una escena cargada de emoción en la que vemos los diferentes comportamientos de ambos protagonistas.

El viaje en tren

Una vez Chihiro ha pasado de ser una niña mimada a tener iniciativa y hacerse responsable de sus actos, toma la decisión de salvar a Haku y para ello emprende un viaje en tren. Durante el trayecto, con la maravillosa 6 Banme no Eki de fondo, vemos cómo ha evolucionado del personaje.

Paseo por las nubes

Otro inicio brillante de Hayao Miyazaki, en el que Sophie y Howl escapan con mucho estilo de los esbirros de la Bruja del páramo, mientras de fondo suena Merry go round. Piel de gallina.

Corriendo sobre las olas

El momento en el que Ponyo escapa del cautiverio de su padre y decide ir en busca de Sasuke, corriendo sobre las olas de un mar embravecido, es uno de los momentos más espectaculares de Ponyo en el acantilado. Por la música, de fondo suena Nami No Sakana No Ponyo, por la dificultad técnica de la escena (hecha de forma completamente artesanal) y por la importancia que tiene en la película.

Bajo el cerezo

De nuevo, una película espectacular de Isao Takahata que no ha cuajado en taquilla. El cuento de la princesa Kaguya tiene dos escenas increíbles. La primera es aquella en la que Kaguya vuelve al campo y descubren un cerezo en flor. Me gusta por la escena en sí y por lo que significa para el personaje.

Fuente: Vértigo Films

Desesperación

La segunda escena es aquella en la que Kaguya huye desesperada de su hogar. De nuevo, Takahata demuestra una sensibilidad especial para transmitir emociones y sentimientos a través de los dibujos (aunque él no dibujaba), los encuadres y la música.

Fuente: Vértigo Films

Y hasta aquí mi lista. ¿Os animáis a hacer vuestra lista? Me gustaría saber cuáles son vuestras escenas preferidas. Para ello tenéis a vuestra disposición los comentarios de esta entrada.


  1. He ordenado los momentos por orden cronológico. ↩︎

¿Por qué Netflix? ¿Por qué ahora?

Hoy se ha presentado en el HMV & BOOKS de Shibuya el primer libro de fotos del Museo Ghibli, titulado Ghibli Museum Monogatari. A la presentación ha asistido Toshio Suzuki y, como suele ser habitual en sus comparecencias públicas ante la prensa, ha hecho interesantes declaraciones. En esta ocasión ha hablado sobre el pacto entre Ghibli y Netflix; por qué han accedido ahora a distribuir su catálogo en emisión en continuo y cómo ha convencido a Hayao Miyazaki —siempre crítico con móviles, tabletas y este tipo de dispositivos—.

Portada del libro de fotos Ghibli Museum Monogatari.

Resumiendo mucho, lo han hecho por dinero. Concretamente para poder financiar Kimitachi wa dō ikiru ka, la nueva película de Hayao Miyazaki, cuya producción se está alargando más de lo deseable. Vamos a recoger y comentar las declaraciones más interesantes que Suzuki ha hecho al respecto.

«En primer lugar, Hayao Miyazaki no sabe exactamente qué es Netflix u otros servicios de distribución de vídeo. No utiliza ordenadores personales o teléfonos inteligentes. Quiero decir, ahí está la cuestión.»

Toshio Suzuki (HuffPost)

Eso es algo que ya conocíamos. Aunque no le gusten nada, a estas tecnologías en ocasiones le ha sacado su partido a la hora de hacer sus películas. También es cierto que nunca ha sabido lo que es la distribución de vídeo. Es decir, lo que se deduce es que Miyazaki rechaza la tecnología por el simple hecho de ser, no por lo que hace. Un poco estrecho de miras en esta cuestión.

«Actualmente Hayao Miyazaki está haciendo una película, pero eso lleva mucho tiempo. Y, además, cuesta dinero. [Con el acuerdo con Netflix] Puedo ganar dinero para la película. (Risas)»

Toshio Suzuki (HuffPost)

La verdadera razón. El dinero. Y es lícito, no voy a decir que no. Lo que ha ocurrido es que Toshio Suzuki ha encontrado la manera de que Hayao Miyazaki no vea mal que Ghibli dé el salto a estas plataformas. ¿Lo podía haber hecho antes? Seguramente. ¿Por qué lo ha hecho ahora? Seguramente porque Hayao Miyazaki está produciendo 1 minuto de película al mes y eso hace trastocar todos los planes económicos que podía haber hecho Suzuki. Recordar que hace unos meses Suzuki declaró que no le iba a dar fecha de entrega a Miyazaki. Eso tiene un coste. Y, tal vez, Miyazaki ha aceptado por ser el principal responsable de este retraso.

«Para un creador de películas, por supuesto, el cine y el DVD/BD son importantes, pero creo que la distribución también es importante.»

Toshio Suzuki (HuffPost)

Dudo se haya dado cuenta ahora de algo tan evidente. Lo tenía que saber, podía haber preguntado a colegas, pedir datos, estudiar las opciones… Pero esos argumentos no hubieran convencido a Miyazaki.

Las declaraciones de Toshio Suzuki no me sorprenden en absoluto. Era una de las posibilidades más creíbles teniendo en cuenta la situación: tras los retrasos en la nueva película de Hayao Miyazaki, en cuestión de meses se ha pasado de no tener nada a tener todo el catálogo en Netflix (en 190 países, muchas bandas sonoras disponibles en Spotify y un parque temático en construcción.

Tengo ganas de ver el tráiler de Kimitachi wa dō ikiru ka.

Exposición pre Ghibli Park

Del 25 de junio al 16 de septiembre de este año se celebrará en el Museo de Arte de la Prefectura de Aichi la «Exposición Ghibli-Ghibli Park, dos años para su inauguración» a modo de anticipo de lo que se inaugurará en otoño de 2022. Será muy similar a la vista en la misma ciudad de Aichi en 2015 y que, durante estos años, se ha podido ver en 11 ciudades más.

En esta exhibición se podrán ver materiales del proyecto Kuso no Sora Tobu Kikai-tachi y otra exposición titulada El mundo de los insectos de la que, sinceramente, no tengo mucha información. Además, habrá material de producción y promocional de los proyectos del Studio Ghibli, como se pudo ver en la exposición Ghibli no Daihakurankai (Tres décadas de películas de Studio Ghibli) celebrada en el Mori Art Museum de Roppongi Hills. Una recopilación de materiales y exhibiciones que, según leo en Studio Ghibli Unofficial Fansite, será la última vez que se exhiba (al menos, durante un tiempo).

Las entradas están disponibles en la web de Lawson desde hoy 1 de marzo. Existen tres tipos de entradas especiales:

  • Aichi Venue Limited Original Shachihoko, que viene con un clear file en formato A5 con un estampado de Totoro. El precio es de 1.100 ¥ y está disponible desde hoy hasta el 30 de mayo. Solo disponible en Lawson.
  • Entrada a primera hora del 25 de junio al 31 de julio, también disponible hasta el 30 de mayo por un precio de 1.100 ¥1 y a la venta en las máquinas expendedoras de billetes Lawson, Ticket Pia, ePlus, los combini Lawson y el diario Chunichi Shimbun.
  • Entrada anticipada doble, también disponible hasta el 30 de mayo por un precio de 2.400 ¥ y disponibles
  • El precio de las entradas convencionales es2:
    • General: 1.600 ¥ (1.400) ¥
    • Estudiantes de instituto: 1.200 (1.000) ¥
    • Estudiantes de primaria y secundaria 700 (500) ¥ (Precio de la entrada anticipada en paréntesis.)

Exposición Ghibli-Ghibli Park, dos años para su inauguración

  • Día de apertura: jueves 25 de junio
  • Día de clausura: domingo 6 de septiembre
  • Horario: de 10:00 a 18:00. Los viernes estará abierto hasta las 20:00. Se permitirá la entrada 30 minutos antes de la hora de cierre.
  • Cerrado: 6 de julio, 20 de julio, 3 de agosto y 17 de agosto

Si tenéis pensado visitar Japón durante este verano este es un evento por el que merece la pena reservarse un día para hacer turismo en Aichi. Si queréis más información podéis visitar su página web (próximamente en inglés) o su cuenta de Twitter.


  1. Si fueras a partir del 1 de agosto, deberías pagar 300 ¥ adicionales ↩︎
  2. Se supone que los más pequeños no pagan entrada ↩︎

Fanedición: Comiendo en el aire

A continuación tenéis traducida y rotulada una historia corta dibujada por Hayao Miyazaki. Se titula Comiendo en el aire, tiene un estilo similar a las historias publicadas en los Cuadernos de apuntes pero fue publicada exclusivamente en junio de 1994 en Wind, la revista de a bordo de la Japan Airlines. Se trata de un repaso a la evolución de los servicios de comidas en los aviones; al final Hayao Miyazaki propone algunas alternativas, unas más verosímiles que otras. Se trata de un manga corto, de apenas 8 páginas, en el que podemos ver la faceta más personal del maestro.

Si te interesa, puedes descargar un PDF de esta fanedición en este enlace. Obviamente es gratuita. Esta obra se distribuye bajo licencia Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-CompartirIgual 4.0 Internacional.

¿Japan Airlines?

¿Cómo llegó Hayao Miyazaki a publicar un manga para la revista de Japan Airlines? Todo empezó tras el estreno de Kiki’s Delivery Service. Toshio Suzuki mantuvo tratos con la compañía aérea japonesa para proyectar la película de Hayao Miyazaki en sus vuelos. Tiempo después, Hayao Miyazaki propuso la idea de convertir algunos de sus Cuadernos de apuntes en un cortometraje de 30 minutos con el título de Porco Rosso. La idea era arriesgada porque se trataba de una historia atípica. Con el objetivo de buscar inversores para reducir el riesgo para el estudio llamó a la puerta de Japan Airlines, que recibió el proyecto positivamente. La idea original era proyectar el corto en los vuelos internacionales de la compañía. Pero a Miyazaki se le fue el proyecto de las manos y mientras preparaba el guion gráfico se dio cuenta de que lo que tenía entre manos no era un cortometraje sino una película. La idea inicial se abandonó, Japan Airlines siguió apostando por el proyecto, que se convirtió en el largometraje que se estrenó en cines.

A pesar de los cambios, la relación entre ambas compañías fue muy buena. Y fruto de ello, Hayao Miyazaki acabó dibujando en 1994 Comiendo en el aire. En 2007 volvieron a colaborar en un proyecto titulado Sora wo tobu en el que se organizó un concurso de ilustración entre alumnos de primaria, tanto de Japón como extranjeros, para decorar el fuselaje de un avión 787 de la compañía. El proyecto se retrasó y no fue hasta 2012 que vio la luz. Ese avión, que estaba decorado por fuera con las ilustraciones premiadas y una del maestro, también lo estaba por dentro con imágenes de Porco Rosso y se aprovechó para reeditar la revista en la que se publicó el manga que hoy nos ocupa.

Otros mangas faneditados

En el blog he compartido otras fanediciones. Se trata de Sabaku no Tami y El gato con botas, dos interesantes trabajos realizados por Hayao Miyazaki durante la etapa anterior a la fundación de Studio Ghibli. Y, si no hay contratiempos, esta no será la última.

Concierto de Joe Hisaishi en Londres

De un tiempo a esta parte parece que a Joe Hisaishi le gusta la idea de dar conciertos en Europa. Hace unos días se anunció que se celebrará un nuevo concierto el 19 de septiembre a las 18:30 en el The SSE Arena de Wembley. Junto al maestro estarán The BBC Concert Orquestra y The Crouch End Festival Chorus. No se han anunciado los nombres de los cantantes principales que interpretarán algunos de los temas del concierto. En París, por ejemplo, estuvieron presentes entre otros Mai, hija de Joe Hisaishi.

Las entradas se podían comprar en la web GigsandTours. He usado el pasado porque actualmente no están disponibles. Teniendo en cuenta que se ponían a la venta hoy día 28 de febrero, entra dentro de lo posible que se celebre otro concierto1 y, en consecuencia, haya más entradas.

Trailer: Joe Hisaishi Symphonic Concert: Music from the Studio Ghibli Films of Hayao Miyazaki, Paris.
Fuente: Columbia Artists

De todas formas, si no podéis ir a ninguno de estos conciertos pero queréis vivir de alguna manera la experiencia, tenéis la opción de comprar el DVD/BD de los conciertos celebrados en el Budokan a principios de agosto de 2008. Eventos con una estructura muy similar a los que se han ido celebrando posteriormente, salvo por la presencia de Hayao Miyazaki y Toshio Suzuki, a los que se les puede ver casi al final del mítico concierto. Si tampoco os va bien gastar el dinero en esto, siempre podéis recurrir a internet. Sin embargo, ninguna de estas dos alternativas será igual, ni remotamente, que asistir a uno de estos conciertos. Todos los que hemos tenido la ocasión de vivir esa experiencia os lo asegurará.

Cartel oficial del concierto.

Otros conciertos en Europa

Además del concierto en Londres, Hisaishi ha dado conciertos en otros países del continente:

A España no ha venido ni se le espera, desgraciadamente. Estoy convencido de que, independientemente de la ciudad en la que se celebrase, seríamos suficientes para agotar las entradas disponibles de un concierto (o más).

Leído en “Hibikihajime No Heya”.

Entradas relacionadas


  1. Ya sucedió en París. ↩︎