Koro no Daisanpo

Si sois fans del Studio Ghibli y tenéis la oportunidad de ir a Japón, la visita al Museo Ghibli, como mínimo, es obligatoria. Allí disfrutaréis del trabajo del Studio Ghibli, conoceréis diferentes técnicas que se han usado para animar a lo largo de la historia y podréis alucinar con figuras, estatuas, exposiciones y mucho más.

En mi última visita, tuve la oportunidad de ver un corto de animación que no había visto antes. Su título es Koro no Daisanpo, que se podría traducir como El gran día de Koro en el exterior. La historia trata sobre las peripecias que vive un joven perro al escaparse de casa. Tras descubrir un montón de las cosas nuevas que hay en su zona, descubre que es incapaz de volver a su casa por su propios medios. Su familia, que se ha percatado de su ausencia, empieza a buscarlo por los alrededores. ¿Conseguirá Koro regresar a casa? ¿Tendrá final feliz la gran aventura del cachorro?

Técnicamente, el Studio Ghibli hace un trabajo soberbio. En este caso, el dibujo está hecho con lápices de colores y líneas irregulares, a mano alzada. Esto es factible al tratarse de un corto. Si fuera un largometraje la cosa se complicaría bastante. La animación también roza un nivel altísimo, muy fluída y con gran mimo en los detalles.

La historia, al igual que el corto de Totoro que se puede ver en el Museo, titulada Mei to Konekobus, se entiende perfectamente aunque no tenga subtítulos en inglés. Algo que no ocurre en todos los casos. En la tienda del Museo se puede comprar un libro con imágenes de la película y la banda sonora. Únicamente se pueden comprar en el Museo, ya que los seis cortos que se exhiben son exclusivos para los visitantes.

Podéis leer la opinión de Ruth, de Compañía Perfecta, además de descargaros los scans del libro que se puede comprar en el Museo sobre este corto.